Cómo cultivar coliflor








Cultivar coliflores
















Variedades de coliflor

Coliflor Bola de Nieve X

Coliflor Erfurt

Coliflor Gigante de Nápoles

Coliflor Romanesco

Coliflor (Brassica oleracea L. var botrytis)

CARACTERÍSTICAS

Planta muy parecida al Bróculi de hojas más redondeadas y rectas. El tallo principal emite menos tallos laterales. La diferencia más importante está en que en este caso, la pella es blanca, más compacta y solo se forma en el tallo principal.
En realidad, las coliflores son coles a las que se ha permitido mostrar su flor; se trata, pues, de una especie bienal que en el primer año forma vegetación y en el segundo flor. Las flores enormes y maravillosas de estas hortalizas, no deben permanecer en el huerto en pleno verano, porque entonces completarían su incipiente floración.
Siembra coliflores a finales de primavera, para recogerlas en pleno invierno; o muy pronto, a finales de invierno, para recolectarlas antes de los fuertes calores. Las coliflores cuentan con elevadas concentraciones de vitamina C y celulosa (fibra); son antirreumáticas, diuréticas y desintoxicantes


ADAPTABILIDAD Y EXIGENCIAS DEL CULTIVO

Son algo más sensibles al frío que los bróculis y por ello, las variedades y su ciclo, han de estudiarse en relación con las posibles heladas.
En el caso de zonas donde las temperaturas bajen excesivamente, se cultivan variedades tardías, de recolección a finales de invierno o principios de primavera, debiendo cosecharlas antes de que las se abran y dejen de proteger la pella.
Es una especie de amplia adaptación en suelos, aunque prefiere los profundos.

SIEMBRA DE LA COLIFLOR

siembra coliflor
siembra romanesco

Fecha de siembra de la coliflor

Sembrar coliflores y romanesco en líneas desde marzo a abril o de julio a septiembre.



Datos de la semilla de coliflor

De 250 a 300 semillas por gramo
Profundidad siembra: 0,5 a 1 cm
Temperatura de germinación: Mín. 5ºC- Máx. 30ºC - Óptima 25ºC
Poder germinativo de 4 años
De 0,7 a 1 kg por ha

Marco de siembra:

Entre filas: de 60 a 80 cm
Entre plantas: de 40 a 60 cm


CULTIVO, CUIDADOS Y RECOLECCIÓN DE LA COLIFLOR

Cultivo de la coliflor

Se dará una labor de subsolador a unos 50 cm, seguido de una de vertedera de 40 cm. Posteriormente de darán unas labores complementarias de grada o cultivador, para dejar de este modo el suelo bien mullido. Se realizarán caballones separados entre si de 0.8 a 1 m, según el desarrollo de la variedad que se va a cultivar. Los cultivos precedentes de las coliflores más recomendados son: patatas, cebollas, tomates, melones, maíz, etc. Deben evitarse las rotaciones con otras crucíferas como rábanos, repollos, nabos, etc.
La coliflor y romanesco se siembra en semillero. La semilla se cubre ligeramente con una capa de tierra de 1-1.5 cm y con riegos frecuentes para conseguir una planta desarrolla en unos 45-55 días. La nascencia tiene lugar aproximadamente 10 días después de la siembra. En general, la cantidad de semilla necesaria para una hectárea de plantación es de 250 a 300 gramos, en función del marco de plantación y de la variedad que se plante. Si el semillero está muy espeso es conveniente aclararlo para que la planta se desarrolle de forma vigorosa y evitar el ahilamiento. 
La planta tiene que ser vigorosa y estar bien desarrollada para ser transplantada, con 18-20 cm de altura y 6-8 hojas definitivas, lo que tiene lugar a los 50 días de la siembra. Se deberán eliminar las plantas débiles y las que tengan la yema terminal abortada, particularmente importante en las variedades de pella.
Normalmente se emplean unas densidades de 12.000-30.000 plantas/ha, que en marcos de plantación sería 0.80-1 m entre líneas y 0.40-0.80 m entre plantas.


Cuidados de la coliflor

Riego El riego debe ser abundante y regular en la fase de crecimiento. En la fase de inducción floral y formación de pella, conviene que el suelo esté sin excesiva humedad, pero sí en estado de tempero. 
Abonado: es un cultivo que requiere un alto nivel de materia orgánica, que se incorporará dos o tres meses antes del trasplante. El abonado nitrogenado también es fundamental para este cultivo, por lo que un abono complejo tipo 15-15-15 a razón de 40 kg por cada 1000 m2 es suficiente. Además se realizará una incorporación de un abono nitrogenado durante el cultivo.


RECOLECCIÓN DE LA COLIFLOR

Las coliflores deben cosecharse con el número de hojas exteriores necesario para su protección; conviene que estén lo más cubiertos posible.
En el caso de zonas donde las temperaturas bajen excesivamente, se cultivan variedades tardías, de recolección a finales de invierno o principios de primavera, debiendo cosecharlas antes de que las se abran y dejen de proteger la pella



PRINCIPALES PLAGAS Y ENFERMEDADES


PLAGAS DE LA COLIFLOR
La mosca de la col (Chorthophilla brassicae Bouche) puede atacar las plántulas recién trasplantadas. Para evitarlo extiende una tela de material opaco en el bancal destinado a Brassicas y asegúralo por los bordes. Con un cuchillo haz agujeros en cada punto de plantación y planta en ellos. Los productos más utilizados son: Clorpirifos, Diazinon y Fosalone
Oruga de la col (Pieris brassicae L.) Las coles además pueden ser atacadas por orugas como la mariposa blanca de la col, pulguilla blanca, pulgones, babosas y caracoles, contra los cuales se deberá realizar los tratamientos oportunos que se han descrito en otros cultivos.
Minador de hojas (Liriomyza trifolii Burg.) Los daños los produce dípteros minadores, de color amarillo y negro. Se trata de una plaga muy polífaga y peligrosa. Labran galerías en las hojas, dentro de las cuales hacen la muda larvaria y la ninfosis. Los frutos y los tallos no se ven afectados. Tratar cuando se observen los primeros síntomas con Diazinon, Fosalone, Triclorfon
Pulguilla de la col (Phyllotreta nemorum L.) Los adultos normalmente mordisquean las hojas y las larvas realizan galerías en hojas o raíces. Suelen producir graves daños a las plantas recién trasplantadas. Realizar tratamientos con materias activas como acefato 75% o carbofurano 5%. Consulte un vademecum especializado.
Pulgón de las coles (Brevicoryne brassicae L.) Se trata de un áfido que ataca diferentes especies de la familia Cruciferae, donde también inverna en forma de huevo en los tallos de las mismas. Son de color blanco azulado y muy cerosos, lo cual constituye un impedimento para su erradicación. Producen picaduras en las hojas de las plantas; en ocasiones estas pueden llegar a abarquillarse en los puntos de ataque. Además pueden ocasionar daños indirectos por ser transmisores de virosis. En veranos secos y cálidos producen graves daños, provocando pérdidas de cosecha y en la calidad de la misma. Realizar tratamientos con Carbaril, Metiocarb o Triclorfon

ENFERMEDADES DE LA COLIFLOR
Alternaria (Alternaria brassicae (Berk.) Bolle.) Los primeros síntomas se pueden observar al nacer los cotiledones y en la parición de las primeras hojas. Se forman unas manchas negras de un centímetro de diámetro, con anillos concéntricos más fuerte de color. Cada 7-10 días dar tratamientos preventivos con alguno de los productos siguientes: Oxicloruro de cobre, Mancoceb, Propineb.
Hernia o potra de la col (Plasmodiophora brassicae Wor.) Esta enfermedad ataca a las raíces que se ven afectadas de grandes abultamientos o protuberancias. Como consecuencia del atrofiamiento que sufren los vasos conductores, la parte aérea no se desarrolla bien y las hojas se marchitan en los momentos de mayor sequedad en el ambiente para volver a recuperarse más tarde cuando aumenta la humedad.
Si arrancamos las plantas afectadas por la enfermedad aparecen malformaciones de las raíces (alargamiento de las zonas carnosas y formación de excrecencias) y raicillas que al principio son de color blanco en su interior, después se hacen grisáceas y al final sufren podredumbre blanda. Al cabo de cierto tiempo el hongo produce innumerables esporas que son las que reproducen la enfermedad en la primavera siguiente. Los productos recomendados para el tratamiento son: Dazomet, Metam-sodio o Quintoceno. 
Mildiu (Peronospora brassicae) Por el haz se forman pequeñas manchas de color amarillo y forma angulosa. En correspondencia con esas manchas, por el envés se forma una especie de pelusilla de color blanco grisáceo. Puede atacar desde el principio del nacimiento de la planta, haciéndolo con mayor virulencia en los cotiledones que llegan a desprenderse. Realizar tratamientos preventivos con Maneb, Oxicloruro de cobre, Metalaxil, Captan, Captafol o Propineb
Rizoctonia (Rhizoctonia solani Kühn) Producen deformaciones que se originan en la parte superior de la raíz y cuello contiguo al tallo; la enfermedad puede producir la muerte de la planta, principalmente en siembras estivales. Tratamientos dirigidos a la base de la planta con alguno de los siguientes productos: Isoquinoleina, Dazomet,etc.
Roya (Albugo candida (Pers.) Kunce.) Produce deformaciones en distintos órganos de las plantas. En las hojas se forman unas pústulas de color blanco. Prevenir cada 7-10 días con Mancozeb, Propineb, Maneb, Oxicloruro de cobre, etc.
Otras anomalías Otras anomalías pueden ser causadas por deficiencias de nutrientes, como es la aparición de tallos huecos causada por deficiencias de boro, o un pobre crecimiento de las plántulas debido a una deficiencia de molibdeno.